Memorias de lo instantáneo


Ensayo audiovisual por Jorge Negrete

Memorias de lo instantáneo


Ensayo audiovisual por Jorge Negrete

 

Tamaño de fuente:

Los recuerdos de infancia están cubiertos de una caprichosa neblina que modifica su intensidad, duración y sensación. Algunos asocian un período en el que el tiempo era largo y se lamentan de la brevedad con la que discurre su presente mientras que otros se pierden en alimentar la nostalgia y pretender que ese período está injerto en una cronología más larga y parte de una línea continua, pero el tiempo se rompe como una película se fragmenta en cada corte.

Tomando como punto de partida el breve monólogo de Geraldine Chaplin en Cría Cuervos (Carlos Saura, 1975) sobre cómo se recuerda la infancia y los mitos alrededor de la misma, el presente ensayo audiovisual construye una reflexión sobre lo que es crecer a cuadro, madurar frente a la cámara y liberar recuerdos que dejan de ser personales para convertirse en colectivos y reproducibles, cuando menos así fue para la actriz española Ana Torrent, quien, desde su debut en la bellísima El espíritu de la colmena (Víctor Erice, 1973), dejó una impresión indeleble, un gesto para recordar la infancia siempre como un período ambiguo, tan luminoso como oscuro, y tan perecedero como eterno.